Sentido del humor

Alguien a quien  no recuerdo me contó esta historia. Lo único que he hecho es escribirla.

 

Tenía un sentido del humor, de eso que llaman negro.

Se reía de todo. No dejaba títeres con cabeza.

Hasta el mismo Dios, fue objeto de sus chistes.

 

Pero nadie esperaba que antes de morirse

segundo antes

siguiera fiel a su tradición.

 

Levantó su brazo para llamar a su hijo mayor.

Toda la familia esperaba que en cualquier momento muriera.

Su esposa, interpretó sus gestos y dijo en voz alta

“Tu padre quiere decirnos algo”.

 

El hijo mayor se acercó al lecho en el que yacía su padre moribundo.

Acercó su cabeza a la boca de su padre,

y éste dijo, no una frase célebre

sino que una sola palabra

Palabra de 5 letras, pronunciada lentamente:

CHUTO

En acto seguido, y casi muerto de la risa, murió.

 

Facebooktwittermail